Clare Dimond: La Carpio

Imagínese vivir en un cuarto de medio tamaño con once otras personas. Este cuarto es donde su familia duerme, cocina, hace la lavandería, etc., y ni siquiera existe divisiones en el cuarto para cambiarse. Esta imagen pinta la realidad de una mujer en La Carpio se llama Rebecca. Sin embargo, Rebecca y su familia no son minorías en su situación de vivienda, sino parte de la mayoría en La Carpio. Esta semana el grupo de GSSW fue otra vez a La Carpio. Fuimos a aprender como hacer divisiones para casas, y después tuvimos la oportunidad enseñar algunas mujeres de la comunidad como hacerlas.

Me gusto mucho el proyecto con las mujeres porque salieron con algo muy beneficial para sus casas, pero también aprendieron una habilidad. Me gustan mucho proyectos así porque son muy sostenibles. Las mujeres aprendieron hacer las divisiones y si quieren, pueden usar la habilidad para hacer mas y venderlas a otras familias en la ciudad.

Además del proyecto, tuvimos la oportunidad hablar con las mujeres. El tiempo con las mujeres fue muy interesante para mi. Trabajé en un grupo con una chica de nuestro grupo y la mujer de La Carpio. Fue muy interesante ver la chica del grupo hablar con Rebecca en una manera que jamás podría imitar. Fue hermoso verla relacionarse con Rebecca como una mujer mexicana viviendo en los Estados Unidos. Rebecca, como una Nicaragüense viviendo en Costa Rica le entendió y le dio respeto inmediatamente. Además de la idioma, las dos mujeres se relacionaron en ser las minorías. Mientras hablaron la mujer casi nunca mi miró, aunque estaba allí escuchando. Quería preguntarle sobre lo que ella había dicho, pero las palabras no me salieron, mi sentí incapaz y sin palabras. La chica del grupo había sido muy directa con la mujer, haciendo preguntas directas pero apropiadas. Si yo hubiera sido tan atrevido, no creo que la mujer se habría abierto tanto.

Esto tiempo en La Carpio me hizo pensar mucho en como será trabajar entre comunidades y poblaciones muy distintas a la mía. Tendré que formar relaciones y construir mucha confianza antes de que puedo hablar en una manera tan directa. A veces me siento como que no me van a respetar ni hablar porque no he vivido que han vivido ellos. Ojalá que pueda ser útil en la profesión, particularmente en el trabajo en las comunidades latinas. Este viaje me ha mostrado que quizás será difícil, pero no es imposible formar relaciones y trabajar entre poblaciones muy distintas que yo

.La Carpio

Las divisiones que hicimos con las mujeres de La Carpio

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *